RESILIENCIA: PODER DEL PENSAMIENTO POSITIVO PARA SER UNA PERSONA RESILIENTE

resilencia


Hoy quiero hablarte sobre la resiliencia, ya que, en este momento, es importante tener la capacidad de adaptarnos a los nuevos retos que se nos presentan. Practicar la resiliencia es clave en el desarrollo personal y, sobre todo, para vencer a tus pensamientos negativos y resistencias ante una situación difícil o problemática y asi poder adaptarte al cambio de las nuevas situaciones que te tocan vivir.

Resiliencia se define como la capacidad que tienen las personas de enfrentar, adaptarse y contraponerse antes situaciones de adversidad».

La resiliencia no es algo que unos tienen y otros no, se puede perfectamente desarrollar siguiendo ciertas pautas que nos guían ante aquellas situaciones que nos agobian.

¿Te gustaría saber si ya eres una persona resiliente o no? ¿O saber cómo actuar ante cualquier dificultad con resiliencia? Bueno, a continuación, te presento 5 principios para ser una persona resiliente. Mira ver si te puedes identificar con algunos de ellos, con todos o con ninguno. También te dejo algunos consejos para desarrollar tu resiliencia e incorporarla en tu vida así que siempre puedas adaptarte a las dificultades que la vida te traiga.

1.Convierte problemas y dificultades en retos para tu aprendizaje

Las personas resilientes miran sus errores como lecciones y oportunidades para crecer. Nunca ven sus equivocaciones como un fallo de sus habilidades o un problema de su autoestima.

Los resilientes creen que cada situación tiene su por qué y su para qué. Es decir, que todo pasa por un motivo: ya sea para enseñarnos algo, hacernos más resistentes, prepararnos para las oportunidades del futuro, etc. Recuerda, siempre después de la tormenta llega la calma, y que siempre después de una agotable cuesta viene una cima.

Ahora quiero que reflexiones sobre ti: ¿cómo aprendes de tus errores?.

Es importante que reconozcas que cada experiencia de tu vida tiene el poder de enseñarte algo muy valioso para ti. Así que intenta siempre encontrar cual ese mensaje tan valioso que es experiencia viene a darte. Todo lo que pasa en la vida pasa para ti y te pasa no a ti. Tener el control de las situaciones depende única y exclusivamente de ti. Tú eliges siempre cómo una situación te afecta.

2. Se optimista y elige siempre pensamientos positivos y constructivos

Las personas resilientes pueden ver la situaciones difíciles como algo temporal, en vez de verlas como algo permanente o algo de largo plazo. Asi que por ejemplo, ante una dada situación difícil, un resiliente diría “lo hice lo mejor que pude en esta situación, y por supuesto, la próxima lo haré mejor”. Por el contrario, una persona no resiliente diría algo como “lo hice fatal, nunca voy a ser capaz de hacerlo bien, no valgo…” y empiezan a culparse y verlo todo negro.

De nada ayuda ver el vaso medio vacío en un momento difícil. Mira las situaciones desde un contexto alto, profundo, analítico, buscando siempre la relación causa/efecto que te permita en el futuro no volver a tropezar con la misma piedra.

Ahora quiero que reflexiones sobre ti: ¿cómo puedes mantener una actitud positiva?

Incluso si una situación puede ser extremadamente difícil en ese específico momento, considera que no te afectará tanto a la larga. O, elige que no te afecte tanto a la larga. Así que, antes de que entres en el modo pánico, valora como esto va a afectar tu vida.

Mi consejo: Si algo te desborda, respira. Trata de mantenerte calmada y enfocarte en la solución. Toma una larga inhalación y exhalación, date una pausa para elegir como quieres responder ante la dificultad. Recuerda que siempre es tu elección como quieres responder en cada momento. Asi que al parar y respirar, te das la oportunidad de calmar tu mente para poder tomar las mejores decisiones.

3. Pasa a la acción y confía en ti misma

Las personas resilientes no pierden el tiempo buscando culpables de lo que te pasa. Por lo que no pierdas el tiempo en lo que otras personas dicen o piensan.

Se han dado cuenta de que la opinión de otras personas no tiene nada que ver con ellos. De hecho, cuando interactúas con otra persona, cada uno filtra su realidad según sus creencias, experiencias, entorno, familia, educación, cultura, modelo del mundo… Así que cuando estamos juzgando o creando una opinión de otras personas, las estamos mirando con nuestras gafas, con nuestro mapa mental. Así que no te dejas afectar por las opiniones de otros.

Ahora piensa en ti: ¿Confías en ti misma? ¿Cómo construyes tu autoconfianza?

Tienes que estar orgullosa de tus talentos y habilidades y no tener miedo de tomar riesgos. Por qué un pequeño revés es solo eso, un pequeño revés y no va a ser para siempre.

Muchas veces nos enfrentamos a los problemas diciendo «yo no creo que pueda» o «esto es imposible» Elimina esas frases de tu diccionario ahora mismo. Eres una persona dotada de un cerebro, talentos, dones y mucha inteligencia. Puedes empezar enumerando tus cualidades, y luego tener la confianza de que tú puedes encontrar la solución del problema que te afecta. Nunca sabrás tus límites hasta que intentes conocerlos.

4. Invierte su tiempo y energía en situaciones que te empoderen

Las personas resilientes deciden poner su enfoque en cosas sobre las que tienen control y no se preocupan por las cosas sobre las que no tiene no control y no pueden hacer nada.

Acepta la situación. Si eres capaz de aceptar la realidad tal y como es, serás capaz de cambiarla por algo mejor. Sigue este lema: Si no te gusta algo, cámbialo. Si no puedes cambiarlo, cambia el modo en que piensas sobre ello. Así que, cambia tu perspectiva, ve las cosas desde otro punto de vista.

Todo está en tu mente. Convierte las dificultades y problemas en aprendizajes. Cada crisis que vivas te hará cada vez más fuerte, más sabia y tendrás mayores herramientas en el futuro para enfrentarte a las dificultades que se anteponen a ver tus sueños cumplidos.

Y ahora piensa en ti: ¿Cómo puedes sentir tu poder interior?

Puedes empezar por hacer cosas que aporten significado a tu vida y que te acerquen a tus objetivos. Y la mejor manera de hacer esto es invertir tiempo en conocerte mejor, aprender más sobre ti misma, leer libros de crecimiento personal... Invierte en tu desarrollo personal: conoce cuáles son tus fortalezas y debilidades, conocer que trae alegría en tu vida, cuáles son tus limites, tus valores…

Tener una idea de quién eres realmente y aumentara tu autoconfianza, tu autoestima y la seguridad en ti misma

5. Define tus metas y comprométete con tus objetivos

Las personas resilientes se comprometen con sus objetivos, que no están solo relacionados con sus trabajos o sus carreras, sino que son también objetivos personales relacionados con su salud, relaciones, amistades, creencias…Son personas que trabajan en su propio desarrollo personal. Invierten tiempo en ellas mismas y celebran sus éxitos, se recompensan cuando cumplen sus retos. Estar orgullosa de ti misma es una manera perfecta de ser más resiliente.

Y ahora pensando en ti: ¿Cómo puedes estar más comprometida contigo misma y tus objetivos?

Puedes comenzar por tener una alimentación saludable, dormir bien, hacer yoga, practicar ejercicio, meditar, relajarte, reirte, tomarte un retiro… Todo esto además bajará tu nivel de estrés y ansiedad. Cuando cuidas tu cuerpo y mimas tu mente, estás mejor equipada para manejar las adversidades. Además las relaciones con tu familia, tus amigos, tus compañeros de trabajo, mejoraran.

Aquel que no tiene sueños y metas claras es como alguien que se aventura a un peligroso e incierto viaje sin una ruta clara o un mapa. Toma lápiz y papel y anota tus sueños, metas y objetivos en la vida, y haz una acción cada día que te acerque a tus sueños.

En conclusión…

¿No te has dado cuenta de que hay personas que siempre parecen estar bien, independientemente de lo que les pase.? ¿y qué, por el contrario, hay otras que siempre están mal y se quejan de todo? La diferencia está en la resiliencia mental de cada persona.

Las personas resilientes se adaptan muy rápido a las nuevas situaciones, viven vidas mas equilibradas, se enfocan en hacer lo mejor posible ante lo que la vida les trae, sin hundirse.

Por eso, si no loeres, aprende a ser resiliente!

Antes de irme, me gustaría escucharte, por favor deja cualquier comentario que pueda ayudar a otras personas a convertir sus pensamientos negativos en resiliencia.

Gracias. Namaste.

Suscríbete a nuestra NEWSLETTER
y recibe las últimas noticias, consejos, aprendizajes, ofertas y próximos viajes….


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×

Hello!

Click one of our representatives below to chat on WhatsApp or send us an email to pablo@portal14.com

× ¿Te ayudo?