COMO MEDITAR CON MANTRAS USANDO UN MALA

De todos los sistemas de yoga utilizados para inducir a la concentración y llegar a la meditación profunda, meditar repitiendo un mantra utilizando tu japa mala es el más eficiente. Puede ser practicado por cualquier persona en cualquier situación y bajo cualquier condición. La palabra japa misma significa rotar. Japa yoga significa unión del yo con la existencia más elevada a través de la rotación de la conciencia. Para practicar el japa yoga solo necesitas tener un mala (o rosario) y elegir tu mantra.

 

QUE ES UN MANTRA Y COMO FUNCIONA EN MEDITACIÓN

Un mantra es el primer requisito para meditar con un mala. Un mantra es una frase que se repite al meditar. Se define como una agrupación de vibraciones sonoras que tiene un efecto en la conciencia mental y psíquica de quien medita.

La tradición dice que es mejor sí tu mantra te lo elige tu gurú o maestro espiritual. Incluso todavía mejor si te aparece en un sueño. Hay muchos mantras en sánscrito, el idioma sagrado de la india, y cada uno tiene un significado diferente según en lo que desees meditar: amor, compasión, abundancia, protección… También puedes crear tu propio mantra si quieres trabajar alguna resolución o afirmación personal en ti.

Es importante que tu mente esté completamente impresionada por este mantra. El hecho es que cuando el mantra se recita verbal o mentalmente, las vibraciones sonoras crean un efecto dentro de ti. Así funciona el mantra con efectividad: lo que trabajes a nivel interno o psíquico tendrá una manifestación física en tu vida.

Exiten muchos tipos de mantras: mantras poderosos, mantra de sanación, mantras kundalini, música de mantras,  mantras para el yoga, mantras budistas y otros tipos de mantras. Mi favorito es el Gayatri Mantra o mantra de la sabiduría. También me gusta llevar a mi tribu en los viajes a India a meditar los templos de los Hare Krishna donde es toda una experiencia inolvidable cantar el mantra Hare Krishna con los devotos seguidores del Dios Krishna.

QUE ES UN MALA Y COMO FUNCIONA EN MEDITACIÓN

Un mala o rosario es el segundo requisito para meditar con un mantra en la práctica del japa yoga. Un mala es una cadena de cuentas pequeñas, generalmente 108 en número y separadas entre sí por un tipo especial de nudo.  Este se conoce como brahmagranthi o nudo de creación.

Al meditar con el mala hay una rotación continua de conciencia centrada en el mantra ya que tendrás que repetir tu mantra 108 veces. De este modo la mente se vuelve concentrada y relajada.  Con ello se tiende a llevar a todas las facultades físicas y mentales a su estado de trabajo más eficiente.

Mientras meditas con tu mala, la mente no debe ser forzada a concentrar la repetición del mantra. La repetición del mantra debe ser un proceso natural que emana del interior y la mente solo ha de ser un observador despreocupado de este proceso espontáneo.

Cuando otros pensamientos entren tu mente durante la práctica de la meditación con tu mantra y tu mala, tu conciencia debe observar cómo estos pensamientos van y vienen, sin preocuparte por ellos. No debes dejar que estos pensamientos te distraigan ni te saquen de tu meditación. Debes continuar practicando mientras observa estos pensamientos externos.

REGLAS Y SUGERENCIAS PARA MEDITAR CON TU MANTRA Y TU MALA

  • Antes de empezar a meditar establece tu intención. Selecciona el mantra con el significado que quieras trabajar, ya sea en sanscrito o tu propia resolución personal. Si no tienes un mantra, utiliza Om, que es el mantra universal para todos.
  • Puedes repetir tu mantra de 108 a 1,080 veces al día; es decir, practicar de una a diez malas.
  • Usa un mala de rudraksha o tulsi de 108 cuentas. Puedes también utilizar malas con piedras que tengan un significado que te llene de poder. Para mantras tántricos, se puede usar un mala de cristal.
  • Utiliza solo el dedo medio y el pulgar de la mano derecha para enrollar las cuentas. Los dedos índice y meñique no deben tocar las cuentas. Especialmente el dedo índice, que simboliza el ego, nunca debe tocar el mala.
  • Siéntate con la espalda recta. Se practica mejor en una asana de meditación como sentarse en posición de loto. La mano derecha sostiene el mala y puede descansar sobre la rodilla derecha con el mala colocado frente a la rodilla. También la mano derecha se puede sostener frente al corazón. En este caso, el mala puede sostenerse con una bolsa de tela colgada de los hombros y la muñeca derecha puede sostenerse con una correa de tela colgada alrededor del cuello.
  • La tradición dice que el mala no debe ser visible para los demás. Guárdalo en una bolsa de tela o seda cuando no lo utilices. Aunque en Occidente se ha puesto de moda utilizar el yoga como collar, en este caso, podrías tener dos malas, uno que utilizas como complemento, y otro que guardas para tu meditación profunda.
  • Pronuncia cada letra del mantra correctamente. No repitas el mantra ni demasiado rápido ni demasiado lento. Si estás empezando puedes repetir el mantra solo mentalmente por algún tiempo. Luego, cuando tengas tiempo, puedes empezar a recitarlo. Aumenta la velocidad de repetición de tu mantra solo cuando tu mente comience a divagar o a distraerse.
  • No desees ningún objeto mundano mientras estés en tu práctica. Mientras meditas, siente como tu corazón se purifica y la mente se está estabilizando a través del poder del mantra.
  • Mantén tu mantra personal en secreto. Nunca se lo reveles a nadie ya que pierde su poder.
  • Continua llevando la energía y la repetición de tu mantra mentalmente todo el tiempo a lo largo de tu día. Mantendrá tu mente en paz en cualquier situación.
  • Si es posible, debes mirar hacia el norte o hacia el este mientras practicas la meditación con su mantra.
  • No te dejes llevar por los pensamientos que aparezcan mientras medites con tu mala y tu mantra. Se pretende que al meditar traigas a la superficie los elementos ocultos subconscientes de tu mente: miedos y deseos de tu mente que aparecerán en forma de imágenes y pensamientos. Cuando estos lleguen a tu mente, míralos como un espectador pero sin sentirte afectado por ellos. No pierdas en ningún momento la noción de repetición de tu mantra a través de las cuentas de tu mala.

BENEFICIOS DE MEDITAR CON TU MALA Y  TU MANTRA

El japa yoga dice que al meditar en un mantra con tu mala se produce lo que se llama chitta shuddhi, es decir, la purificación mental, de modo que tu mente no se deja afectar ni por las impresiones pasadas (llamadas samskaras) ni por los deseos futuros (llamados vasanas). La mente se mantiene en el presente y se eliminan naturalmente los bucles mentales del pasado y las ansiedades del futuro.

Este efecto de purificación mental o chitta shuddhi es muy importante en las etapas preliminares de la vida espiritual de una persona. Si tus bucles mentales del pasado y tus preocupaciones futuras (samskaras y vasanas) son eliminados y te mantienes en el presente. Aquí y ahora, en el mindfulness, tu mente se calma y encontramos la paz mental.

En yoga se dice que hay tres grandes obstáculos para la meditación: impureza, ignorancia y un estado mental distraído. Estos tres obstáculos pueden eliminarse más fácilmente mediante la práctica de japa yoga, mediante la conciencia constante e ininterrumpida de repetir el mantra con tu mala.

Al practicar la meditación con mala repitiendo tu mantra no debe haber tensión o concentración tensa. Solo mediante la conciencia de repetición continua y relajada, tu mente se desprende automáticamente del estado de estrés y ansiedad y llega a un estado de relajación y calma.

Nuestro estado natural no es el de ansiedad, estrés o tensión. En yoga se dice que nuestra naturaleza es la samadhi, es decir, la de purificación, calma, tranquilidad, paz, ecuanimidad. Utilizando tu mala, puedes usar tu meditación con mantras para limpiar tu mente y así eliminar toda la infelicidad  que te traen los estados inconscientes. Meditar con mantras calma y purifica tu mente, y a través de la práctica constante, experimentarás tu verdadero ser.

Al meditar no debes forzar tu mente, trata de evitar el esfuerzo. Lo que quieres es simplemente utilizar el mala y el mantra para concentrarte. Es decir, tener conciencia en un solo punto, para no pelearte ni intentar reprimir tus pensamientos. Se solo un testigo imparcial, observando lo que pasa en tu mente.

Cuando tu conciencia del mantra es tan profunda que ocupa toda tu conciencia, entonces surgirán pensamientos muy profundos e importantes. Por lo general, tras estos pensamientos seguirán unos momentos de desconexión debido a la unicidad de su conciencia y experimentarás el placer de la meditación.

Por lo tanto, debes relajarte en tu práctica. Disfruta de meditar en tu mantra con tu mala y todo sucederá automáticamente. No te preocupes por las distracciones. Todo llegará a tiempo solo a través de tu mala y la conciencia del mantra. Encontrarás tu paz interior y la conexión más profunda con tu ser. Namaste.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×

Hello!

Click one of our representatives below to chat on WhatsApp or send us an email to pablo@portal14.com

× ¿Te ayudo?