VIAJE ESPIRITUAL A TAILANDIA: UNA EXPERIENCIA ÚNICA

Lo cierto es que se nos ocurren cientos de razones para emprender un viaje espiritual a Tailandia.

Templos milenarios que nos evocan sabiduría ancestral.

Clases de yoga y meditación al amanecer.

Exóticas playas que deleitan todos tus sentidos.

Momentos de puro mindfulness rodeados de la naturaleza más exuberante.

La amabilidad de su gente. Su deliciosa comida. Sus vibrantes mercados callejeros, que tanto hablan de la cultura y las costumbres de sus habitantes…

Pero más que razones que apelen al intelecto, tenemos ganas de transmitirte por qué estamos enamorados de este bello país y qué puedes esperar si te animas a viajar a Tailandia buscando esa conexión contigo misma que tanto añoras.

Aunque ya sabes que todo está unido y que una cosa no se puede separar de la otra, si buscas un viaje espiritual a Tailandia creemos que hay algunos aspectos de este precioso país que te pueden cautivar especialmente, como nos ocurre a nosotros cada vez que volvemos:

Los templos de Tailandia

El budismo en Tailandia tiene una gran presencia, puesto que es la religión practicada por el 95% de la población. Por eso, Tailandia es el lugar perfecto para perderse entre templos milenarios que nos invitan a reconectar con todo lo sagrado de nuestras vidas.

En estos espacios sacros, el silencio más ensordecedor, que alivia el alma, se alterna con los monótonos cánticos de los monjes, que nos ayudan a entrar en un espacio de calma interior difícil de conseguir por otros medios.

Desde luego, ver las ceremonias de los monjes budistas es una experiencia transformadora que no nos cansamos de revivir una y otra vez.

Y es que parece mentira que, dentro de animadas ciudades como Bangkok o Chiang Mai existan espacios de paz como estos templos. Cuando los visites te darás cuenta de lo valiosos y especiales que son: ¡puros oasis de calma!

Yoga en Tailandia

Acudir a algunas clases en el centro de yoga de tu barrio es genial (y totalmente necesario), pero disfrutar de un retiro de yoga en Tailandia es una experiencia totalmente distinta y transformadora.

Por eso, si lo que estás buscando es un retiro de yoga en Tailandia para reconectar con cuerpo y mente, no podemos sino aplaudir tu decisión.

La cercanía de la naturaleza, que se respira prácticamente en cada rincón de este país, facilita que la energía fluya, que el cuerpo se revitalice y que la mente se calme prácticamente al instante.

Imagina amanecer con los primeros rayos de sol, totalmente descansada, para después estirar tu cuerpo y cultivar tu mente asana a asana.

Tras desperezar y mimar tu cuerpo, es hora de disfrutar de una relajación final o savasana, acunada por el sonido de los pájaros y las olas.

Solo con pensarlo nuestros niveles de zen se disparan.

Por eso, una de las actividades imprescindibles en nuestros viajes transformacionales a Tailandia es el yoga y la meditación al amanecer.

¡No existe mejor forma de empezar el día!

Las playas tailandesas: la joya de la corona

Cuando los viajeros de nuestra tribu se encuentran por primera vez ante una playa tailandesa, la pregunta más común es: ¿esta playa de arena blanca y aguas turquesas es real o es un espejismo? ¿Estoy soñando?

Desde luego, no les culpamos: las paradisíacas playas de Tailandia son para pellizcarse.

Es cierto que ya tienen fama mundial y que la mayoría acudimos a Tailandia con ciertas expectativas, pero siempre sorprende ver cómo las postales del paraíso con las que siempre habías soñado se hacen realidad ante tus ojos.

Nuestros imprescindibles en un viaje espiritual a Tailandia

A ver qué te parecen:

Bangkok, la ciudad de los ángeles

Vibrante y llena de contrastes, Bangkok es una de las principales urbes del sudeste asiático y también la capital y ciudad más grande de Tailandia.

Bangkok suele ser nuestra primera parada cuando visitamos el país.

Por eso, si te unes a nuestro viaje espiritual a Tailandia, sentirás la magia tailandesa prácticamente desde que aterrices: nos gusta iniciar nuestros retiros en Tailandia con una bella ceremonia de apertura en grupo, que te relajará profundamente y te abrirá a la conexión contigo mismo y con tus compañeros de aventura espiritual.

Entre las visitas ineludibles para cualquier viajero consciente se encuentran:

El Templo del Buda reclinado, Wat Po, en cuyo interior se encuentra la famosa estatua de buda de 43 metros de largo y la escuela más antigua de masaje tailandés.

El majestuoso Gran Palacio, que antaño se utilizaba como residencia de la familia real y actualmente se emplea para ciertas celebraciones durante el año.

Aunque no está permitido acceder a todas las zonas, sí que se acepta la visita a algunos edificios de arquitectura espectacular, entre los que se encuentra el maravilloso Templo del buda Esmeralda.

Otra de las actividades básicas para empaparse de la vida y el sentir tailandés es visitar sus mercados, donde puedes encontrar desde ropa vintage hasta artilugios esotéricos.

Los más conocidos son Chatuchak, que es uno de los mercados más grandes del mundo, el Mercado del Tren y el pintoresco Mercado Flotante de Damnoen Saduak.

¿Alguna vez has navegado a través de los canales de lun mercadillo montada en una barca tradicional tailandesa? Si la respuesta es no, ¡te lo recomendamos!

No te dejes engañar por el carácter urbano de Bangkok. En ella siempre puedes encontrar un momento para disfrutar de la paz interior y de la naturaleza. Uno de nuestros lugares favoritos para hacerlo es el Mercado de las Flores de Bangkok, el más importante de Tailandia.

Aunque en realidad, lo que más nos gusta de la ciudad de los ángeles o Krung Thep, como la llaman sus habitantes, es entrar en un templo al azar, sentarnos en sus alfombras, cerrar los ojos, exhalar profundo… y meditar.

No hace falta más para reconectar con nuestra esencia.

Chiang Mai, la ciudad de los templos

Conocida como la rosa del norte, Chiang Mai es el centro intelectual, bohemio y espiritual de Tailandia. Es una de las ciudades más visitadas del norte del país, en parte por esa riqueza cultural y en parte por la naturaleza que la rodea.

La cultura new age y alternativa se ha desarrollado bastante en esta ciudad, donde lo antiguo y lo ancestral convive en plena armonía con la vanguardia y la modernidad.

Así, en sus calles se alternan los majestuosos templos dorados con coquetas y modernas cafeterías, o los puestos de artesanía y de sabrosa comida callejera con las galerías de arte y centros de yoga.

Chiang Mai es todo un crisol de culturas y por eso no es extraño que sea el destino favorito de intelectuales, artistas y universitarios. De hecho, fue nombrada Ciudad Creativa de la UNESCO en 2017.

Y hablando de comida, en esta ciudad también hay opciones para cultivar nuestro sentido del gusto. El diverso y creativo panorama culinario de Chiang Mai va ganando cada vez más popularidad.

Como siempre ocurre en Chiang Mai, hay una experiencia gastronómica para cada ocasión: los tentempiés callejeros y las recetas tradicionales conviven con platos más vanguardistas y creaciones que combinan la cocina tailandesa con la internacional.

Chiang Mai también se conoce como la ciudad de los 300 templos, y nosotros tenemos nuestro favorito: Wat Doi Suthep.

No hay mejor plan que subir al monte Doi Suthep y contemplar desde sus más de 1.000 metros de altura una preciosa panorámica de la ciudad.

Este templo es un importante centro de peregrinación donde al atardecer podremos asistir a la ceremonia del rezo de los Monjes.

¿Te imaginas la panorámica de Chiang Mai, amenizada por el aire fresco que acaricia tu cara tras un caluroso día de turismo, todo ello aderezado con los hipnóticos cantos de los monjes budistas? ¡Es uno de los mejores planes que se pueden hacer en Chiang Mai!

Pero no solo de arte y cultura vive Chiang Mai: si eres un amante de los animales, las excursiones para ver a los elefantes son una experiencia que te llenará el alma.

Por supuesto, siempre te recomendamos que optes por reservas que sean respetuosas con los elefantes, como el Elephant Nature Park .

Y es que ellos se merecen todo el respeto y el cuidado del mundo: podemos intentar describirte con palabras lo que se siente al perderte en esos ojos que parecen albergar una sabiduría infinita, o los momentos únicos que puedes vivir al acariciarles o al alimentarles… Pero lo cierto es que no haríamos justicia a la sensación de compartir un rato con estos majestuosos animales.

Y si de verdad quieres conocer la esencia más pura del norte de Tailandia, no puedes perderte las visitas a la etnia Karen, una etnia minoritaria procedente de Birmania.

Inmerso en las exuberantes y húmedas selvas tailandesas, pero bastante accesible por carretera, se encuentra el poblado Karen Padaung. Este es el hogar de las conocidas como Mujeres Jirafa, debido a los anillos dorados que alargan y adornan sus cuellos.

El triángulo de oro de Chiang Rai

Chiang Rai, situada al norte del país, entre el río Mekong y las montañas, probablemente sea la provincia más bonita de Tailandia (y eso ya es decir, porque tiene una fuerte competencia).

Situada a unos 180 kilómetros de su vecina Chiang Mai, esta ciudad es la puerta de entrada al Triángulo de Oro, el lugar donde convergen las fronteras de Tailandia, Myanmar y Laos.

Esta zona fue muy conocida por el cultivo del opio y su intercambio comercial con oro, pero actualmente este comercio ha sido reemplazado por el de té o café.

Como en todos los enclaves importantes de Tailandia, en Chiang Rai abundan los templos budistas. Pero lo mejor de esta ciudad es que aquí verás los templos más originales de todo el país: el Templo Azul y el Templo Blanco.

Wat Rongkhun, más conocido como el Templo Blanco, es una moderna e inusual construcción. De forma muy peculiar, se conoce por ese nombre porque es totalmente blanco y está recubierto por cristales que hacen que resplandezca al sol.

Además, para acceder a él hay que cruzar un puente sobre una escultura con cientos de manos humanas que simbolizan, según el arquitecto que lo ideó, «la belleza de la angustia en el círculo de renacimiento».

El Templo Azul o Wat Rong Suea Ten es otro de los tesoros de Chiang Rai. Este moderno templo, construido ya en el S.XXI, debe su fama al espectacular tono azul que decora todo el complejo, que lo dota de una singular belleza.

Los paraísos de Tailandia: Krabi, Koh Samui y Koh Phangan

No se puede entender Tailandia sin sus islas y, por eso, siempre nos gusta pasar allí unos días de retiro, que nos ayuden a acabar nuestro viaje con todo el relax y la buena energía del mundo.

El exotismo de Krabi

¿Te enamoraste de las aguas cristalinas y del color turquesa de la película “La Playa” de Leonardo Dicaprio? No eres la única: la península de Krabi y las islas de Koh Phi Phi y Phuket están entre los principales destinos turísticos de Tailandia.

Pero no te dejes engañar por las apariencias: a pesar de su popularidad, en Krabi siempre hay tiempo para meditar, para disfrutar de una clase de yoga o un taller de mindfulness o para relajarse en las aguas termales de sus Hot Springs y su Piscina Esmeralda, en pleno parque natural de Khao Phra Bang Khram.

Yoga en Koh Phangan

La isla de Koh Phangan es la segunda isla más grande del Sur del Golfo de Tailandia.

Además de por sus paradisíacas playas, Koh Phangan es famosa por sus Full Moon Partys, en las que cientos de turistas se unen para celebrar una gran fiesta mundialmente conocida cada noche de luna llena.

Pero si buscas una experiencia espiritual en Tailandia, tu zona favorita de la isla probablemente será el norte: es más tranquila y sosegada, sus playas son espectaculares y en sus calles abundan los centros de yoga.

De hecho, ¡no es extraño encontrarte con retiros de yoga en Kho Phangan durante todo el año!

La isla de Koh Samui

Esta isla, situada al sur de Koh Phangan, es perfecta para hacer actividades de aventura mindfulness, como snorkeling y buceo, o para practicar yoga y meditación.

También es una isla ideal para perderte en moto, en búsqueda de las mejores playas, o para visitar sus templos rodeados de naturaleza.

¿Te apuntas?

En definitiva, viajar a Tailandia supone adentrarse en una escapada de crecimiento, bienestar y reflexión.

La combinación de la filosofía slow travel con las clases de yoga y meditación enriquecerá tu experiencia, convirtiendo esta aventura en algo único e irrepetible.

Si llevas tiempo buscando el camino hacia tus deseos y tus sueños por cumplir, nos encantará acompañarte en tu viaje transformacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×

Hello!

Click one of our representatives below to chat on WhatsApp or send us an email to pablo@portal14.com

× ¿Te ayudo?